Ex gobernador de Nueva York, por tres períodos consecutivos entre 1995 y 2006, Patakis llegó a  Buenos Aires junto al abogado Talbert Navia, encabezando la firma Chadbourne & Parke , líder en inversiones. Es su segunda vez en el país y da a entender que conoce secretos acerca de los cortes de carne, los mejores Malbec y los helados de dulce de leche.

Chadbourne lleva 20 largos años concretando negocios en el país, desde financiación para Corporación América, el puente Rosario-Victoria, Autopistas del Sol, los US$ 3.000 millones que emitió YPF, Aluar y los bonos que acaba de lanzar la provincia de Chubut. También llevó a Irsa a cotizar a la Bolsa de Nueva York, fue asesor del grupo Socma, de la familia Macri y Southern Cross de Norberto Morita, por citar algunos.

Pero en lo que Navia denominó década perdida para la Argentina, “por su aislamiento internacional”, señaló que con Chadborne buscan recuperar terreno y liderar  “un nuevo boom de inversiones. Hay que diferenciar boom de burbuja. Aquí hay  oportunidades para inversores estratégicos de largo plazo”, amplió Patakis.

-¿En qué sectores están interesados?

-En energía renovable, Argentina tiene un gran potencial con los mejores vientos del mundo en la Patagonia y el sol en el norte del país. Cuentan con una ley que obliga a las empresas en 2017 a abastecerse con un 8% de renovables y  con líneas de transmisión listas. Cuando fui gobernador de Nueva York ese porcentaje era del 20%.

-Con la caída en el precio del petróleo, ¿son viables las energías renovables cuyo costo es alto?

-Es el momento para ingresar.